Carta pública emitida por AMSAFE a la comunidad educativa

Querida comunidad educativa: cada año las escuelas abren sus puertas para el inicio de clases y les damos la bienvenida a los madrugones, a los días de aprender, a las banderas que suben muy alto en el mástil, a los recreos bulliciosos, a las charlas, etc.

Por todo lo compartido nos sentimos parte de un colectivo que construye y defiende la Escuela Pública. Queremos contarles por qué los docentes santafesinos y en unidad con nuestros compañeros de todo el país estamos llevando adelante un intenso plan de lucha.

– El año pasado terminamos las clases en medio de un conflicto. ¿Recuerdan? No es verdad que nos acordamos de luchar ahora.

– La mesa de diálogo, ante los aumentos de precios y tarifazos, debió abrirse a mitad del año pasado.

– También debió abrirse ante el cierre de valiosos programas socioeducativos (Coros, Orquestas, Caj, Tutorías, Esi, Formación Docente, Conectar, etc. y la subejecución del presupuesto educativo).

– En nuestras vacaciones reclamamos con movilizaciones al Ministerio de Educación de la Nación y a los lugares en los que se reunió el Consejo Federal de Educación y los gobernadores.

Pelear por un salario digno es sólo una parte de nuestra lucha. También estamos exigiendo mejores condiciones laborales, infraestructura escolar, carrera docente, creación de cargos y horas cátedra para que se garantice una educación de calidad para nuestros estudiantes.

Es fácil echarnos la culpa a los docentes, pero cuando se dice que somos los “responsables” de que no inicien las clases se está faltando a la verdad.

En estos primeros días de lucha de 2017 docentes y representantes gremiales hemos sufrido amenazas y ataques que intentaron desmerecer nuestro trabajo: plantearon reemplazarnos por “voluntarios” en los días de huelga para romper la medida atentando al mismo tiempo contra el cuidado de sus hijos.

Como si nada significaran el estudio, la experiencia, los concursos, la carrera docente que nos ubica en cada aula de la provincia con transparencia.

Dispuestos a hacernos escuchar, nosotros, docentes de este enorme país, con diferencias geográficas, pertenencias culturales diversas y realidades económicas desiguales queremos que el derecho a la educación sea garantizado de igual manera para todos los chicos. Del norte al sur, de Ushuaia a la Quiaca bregamos por educación sin discriminaciones de ningún tipo.

Queremos que todas las niñas y niños puedan acceder a los saberes que la humanidad ha generado distribuyendo la palabra de la ciencia, el arte y los deportes, con la esperanza de transformar destinos desde la escuela.

Queremos que el Estado cumpla con la responsabilidad que le compete para que esto sea así. Ese es nuestro compromiso, ya que somos docentes porque creemos que es posible cambiar la realidad.

Por todo esto los invitamos a seguir defendiendo la Escuela Pública y a acompañarnos para construir juntos la maravilla cotidiana de enseñar y aprender.

Muchas gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *